Las canciones que hiciste para mi

songs-about-missing-someone-300x297

Recuperar canciones no es una acción banal. Recuperar canciones es un acto de psicomagia, que cierra infiernos y abre paraísos, permitiendo que el alma transmute dolores antiguos y dé otro sentido a los sonidos, para seguir avanzando en la plenitud del presente. Recuperar canciones siempre será un acto de sanación, porque nos da la llave para cerrar duelos y la voz para llamar a la esperanza ( y a los cronopios, obvio)

Anuncios

Reflexiones básicas de vacaciones idem

Como algunos de ustedes saben, trabajo a cargo de las comunicaciones de un colegio y por ende tengo la suerte de disfrutar de buenas vacaciones. Es decir, en esta época, mientras el resto de la humanidad de este país sigue enfrentando los hielos matutinos, yo me los duermo, por dos semanas.

Genial, agradecida de la vida. Sin embargo, como nada es gratis en este planeta, me agarré un resfrío que se los encargo y he pasado mis primeros días de asueto (uyyy quería usar esa palabra antigua, típica de mi padre-abuelo) a medio morir saltando, con lo que casi no me he movido de mi depto.

Fiebre los primeros días, luego nada que amerite ir al doctor, salvo la tos que me impide aparecerme por un cine, un pub o cualquier lugar público sin que la gente me mire con cara de que llevo la peste a cuestas. Además, la energía varía igual que el termómetro: de -1 a 2 grados, aproximadamente. No tengo ganas de leer, ni escribir, ni twittear mucho, ni nada…¿qué me queda? ¡La TV!

Bueno, el tema es que me he dedicado a ver tres mil películas en el cable. La mayoría son pésimas, pero he visto varias buenas también.

Las británicas me matan, por su ambientación- cualquiera sea la época en que se sitúen- y con buenos actores, mejor aún.  Vi por segunda vez, Verónica Guerin, cinta que me identifica en más de un sentido y a la vez me conmueve. Es una historia real y la periodista se la juega a morir- de hecho muere- por cambiar la ley de drogas en Irlanda. Protagonizada por la Cate Blanchet y dirigida por Joel Schumacher, es un gran filme. La están dando en HBO.

Por otra parte, Cinecanal o Cinemax, exhibió hace un par de días “Evelyn”, otra historia real inglesa, protagonizada por Pierce Brosnan, que narra la lucha de un padre -abandonado por su mujer- por tener la custiodia legal de sus hijos.

Hoy caí en otro tema y sólo por casualidad, porque el título (o su traducción), no me tincaba para nada. Era algo así como “Vivir con Fuerza”. Un dramón, pensé. Y sí, era un dramón. Una mujer cuarentona es diagnosticada con cáncer y, además de la lucha por su vida, debe pelear por realizar sus sueños, sin saber si le queda o no tiempo. Lo interesante para comentar aquí fue lo que me dejó dando vueltas en el coco. ¿Hago lo que quiero hacer? ¿He cumplido mis sueños? ¿Aprovecho el tiempo con mis hijos? ¿Aprovecho mi propio tiempo? ¿Qué hace falta para realizar esos sueños antes de que sea tarde? ¿Cuál es mi misión?

Les extiendo esas preguntas, a ver qué onda.

El talento no basta

constanza despouy

constanza despouy

EL TALENTO NO BASTA

 Fue en  Muspop  (Escuela de Música Popular de la Universidad de Chile) donde escuché cantar a Constanza Despouy por primera vez. Tenía 17 años y su interpretación del repertorio de la Universidad, que incluye temas folclóricos e internacionales de todos los estilos, conmovía profundamente. Ella ERA lo que cantaba, ERA el estilo, no la copia de nada sino la esencia del estilo, con una voz absolutamente incomparable y un registro más extenso de lo normal. Un talentazo, la niñita.  

De ahí en adelante no sólo seguí sus pasos sino que tuve la suerte de ver como crecía a diario como artista. Mis hijos se hicieron amigos de ella y su grupo, yo tengo la suerte de contar con la amistad de su familia, en fin, algo más bien doméstico que a pocos les importa salvo a los involucrados (y nos importa mucho).  Es un gusto ver como desarrolla ese extraordinario don que tiene.

Durante los últimos cuatro años Constanza ha estudiado en Pro Jazz, agregando técnica y conocimiento a su talento. Sólo faltaba el álbum.

 El tema es que en el día de ayer, miércoles 26 de mayo, Constanza Despouy lanzó su primer disco: ATRÉVETE, (grabado y mezclado por Carlos Corales) y lo hizo con un show al más alto nivel. Diría que lo único mal elegido fue el pub donde se realizó, porque no contaba con iluminador ni sonidista a la altura. Salvo por eso, la presentación fue notable. Con una excelente banda de jóvenes profesionales – base y bronces- un coro de similares características y una puesta en escena muy atractiva, su voz no hizo otra cosa que conmover a quienes tuvimos la suerte de estar presentes en la ocasión.

El local estuvo lleno. Parte del público estaba de pie, pero a nadie parecía importarle. Es difícil describir algo que debiera presenciarse. Imposible traspasar sensaciones y reacciones de la gente. Había que estar ahí. Y no todos estuvieron. Los Pablos, Rubenes,  Fulanos y Menganos que “la llevan” en radio ni siquiera se tomaron la molestia de dar una excusa falsa. Esos mismos que no incluyen “nada nuevo” en su programación porque a la gente “le gusta lo probado”, ellos faltaron porque no les interesa.

Otro tanto sucede con prensa y televisión. No les motiva ver qué o quienes están naciendo. Les importa cuando se han vuelto estrellas consagradas, cuando el trabajo está hecho por alguien más.  Ahí se vuelven locos intentando entrevistar al artista para hacerle las mismas preguntas que han repetido cien veces. Por eso los nuestros  tienen más amigos en el extranjero que en su propio país y muchas veces se ven obligados a emigrar para vivir de lo que aman. Por eso algunos se ‘prostituyen’ transando sus creaciones para ser tocados en la radio.

No es primera vez que veo esta situación. Llevo años en el medio y “al otro lado del camino” mirando lo que sucede y me sigue dando rabia. A finales de los ochenta, si no podíamos asistir a un lanzamiento, enviábamos a alguien. La cosa era estar presentes, ser parte de lo que sucedía.  Ahora no se da. Periodistas, directivos, animadores y opinantes varios ya no se motivan por encontrar la noticia. Ellos son la noticia.

El lanzamiento de ATRÉVETE fue ESPECTACULAR y ellos se lo perdieron. Pero ¿ no dice la Biblia que basta que una semilla germine para que valga la pena? De toda la prensa y artistas invitados, hubo dos asistentes de lujo que no sólo disfrutaron del espectáculo sino que inmediatamente pensaron en la proyección de Constanza: Rodrigo Villouta (CNN) y el talentoso cantautor Alexis Venegas.   Mi amiga María Pastora ( Publimetro) se disculpó vía mail porque estaba trabajando.  

En Chile, al menos en el área musical, el talento no basta. Hay que tener pitutos y aprender a transar estilos y tendencias para adecuarse a los mínimos espacios que se abren después de tanto rogar , si no, los creyentes morirán cantando en las misas y los ateos lo harán en las micros.

Letras que matan

broken-heart

A lo largo de mi vida siempre he tenido canciones que, por alguna razón me han marcado. Usualmente se trata de temas contingentes a mis estados emocionales  y a una que otra desgracia amorosa. Ya sé, dirán que es cosas de minas…la cortada de venas después de un quiebre va ligado en forma inevitable a una canción pero yo conozco a algunos que incluso se vanaglorian de su canciones culpables.

Hoy me acordé de una letra ESPECTACULAR con la que me torturé por un par de años. Descubrí que me sigue encantando pero, tal como ese viejo amor, ya no duele. O sea, es verdad que todo pasa…afortunadamente.

PD. pertenece a la producción “Puntos Cardinales” de Ana Torroja que tiene al menos unos tres temazos más que no sonaron en radio. Es un álbum buenísimo. Ojalá lo encuentren.

Te he querido tanto

(Ana Torroja)

G. Varona / F. Amat

Te he querido tnato
Que aullaban los perros,
Gritaban los locos,
Lloraban los cuerdos
Al verme intentando
Derretir el viejo
Corazón de hielo
Que llevabas dentro

Recojo mis cosas
Me pongo el abrigo,
No tengo la culpa
Si todas tus risas
Y todas tus rosas
Se vienen conmigo

Te he querido tanto,
Y por tanto tiempo,
Y con tantas ganas,
Y con tanto empeño…
Con tan poca suerte,
Con tan poco acierto,
Con poca esperanza,
Sin ningún remedio

Mi amor sin respuesta
Se iba al vertedero
Inundando calles,
Alfombrando suelos,
Cubriendo paredes,
Llenando de besos
Las alcantarillas
Y los sumideros

Recojo mis cosas
Me pongo el abrigo,
No tengo la culpa
Si todas tus risas
Y todas tus rosas
Se vienen conmigo

Te he querido tanto,
Y por tanto tiempo,
Y con tantas ganas,
Y con tanto empeño…
Con tan poca suerte,
Con tan poco acierto,
Con poca esperanza,
Sin ningún remedio

Otro tipo de robo

robber10.jpgMás de alguna vez escribí sobre la piratería pero voy a insistir en el tema porque aun la gente no dimensiona qué significa realmente. Y tal vez sea porque no existe una educación que valore el trabajo intelectual. Todos abogamos por la cultura pero pocos quieren pagar por ella. La mayoría piensa, en forma errónea, que es una especie de “hobby” que algunos realizan en su tiempo libre y no tiene suficiente valía.

El que crea entrega parte de su tiempo y de si mismo a su creación esperando, como en cualquier trabajo, una retribución.

Un novelista pasa años escribiendo y corrigiendo para comenzar el periplo por las editoriales que, con suerte, lo publicarán. Lo que se paga por edición vendida es un chiste y pocos pueden darse el lujo de vivir de la escritura.

En la música se da otro tanto. La difusión de una canción, si no es debidamente registrada en las planillas de los medios y/o lugares donde se emite, no recibe parte de lo que dicho medio o establecimiento paga como derecho de autor.

El tema, que de por sí no es fácil ,se convierte en una verdadera catástrofe cuando surge la piratería que evade todo tipo de impuesto o pago por dicha obra.

Ahora, la culpa no es del chancho, lo sabemos.

Cada vez que compras una obra pirateada estás robando no sólo al autor sino a toda la cadena de gente que trabaja a su alrededor. En el caso de compañías discográficas o editoriales, peligra la fuente de ingreso del artista, su representante, el gerente, la secretaria, el auxiliar, el chofer que reparte el material y hasta el portero. En el caso de los independientes, estás echando por la borda un esfuerzo titánico y muchos sueños.

Que hay que eliminar el IVA de los libros, que las multinacionales cobran valores excesivos, que el proceso debiera ser más simple y más barato para que el producto final no fuera tan alto, es cierto pero no es menos  cierto que utilizar ese mismo argumento como excusa para justificar la compra de material robado, es coludir con el delito.

Es perfectamente entendible que prestes un material -libros o música- o hasta tengas un respaldo del que compraste pero pagar por algo que ha sido copiado sin autorización de su autor para sacar dividendos, es un delito igual que sacar algo de una tienda sin pasar por la caja o comprar un celular que le han arrebatado a alguien en la calle.